Search
Enter Keywords:
Home arrowLas Pseudociencias arrowGeneral arrow ¿Quien debe luchar contra la pseudociencia?
Newsflash
¿Quien debe luchar contra la pseudociencia? PDF Imprimir E-mail
Escrito por Pablo J. Mira
24.04.2005
Los cientficos y la divulgacin

Muchas veces se ha intentado descifrar la razn por la cual la gente sabe tanto de pseudo y tan poco de ciencia. Los cientficos suelen ser el blanco principal. Se los ha criticado por no dedicarle suficiente tiempo a la refutacin y privilegiar su trabajo acadmico, sin observar las consecuencias de largo plazo de la multitud de engaos a que se somete a la poblacin. Si los costos sociales de la proliferacin de la pseudociencia son ms altos que los beneficios a largo plazo de los nuevos descubrimientos e inventos, socialmente los cientficos deberan destinar ms tiempo a la refutacin que a su carrera personal.
Mi punto de vista, como economista, es que no podemos culpar exclusivamente a los cientficos. Tienen algo de responsabilidad si ejercen tareas docentes. Quizs se debera ensear ms a los alumnos los mtodos de “deteccin de fraudes”, el uso aplicado de la lgica, y desarrollar en ellos una visin escptica respecto de las ideas que desafan las ya establecidas, hasta que sean adecuadamente comprobadas.
Debemos tener en cuenta sin embargo que los cientficos, al igual que el resto de los mortales, calculan consciente o inconscientemente el costo de oportunidad de lo que hacen. El costo de oportunidad de divulgar es el tiempo perdido que no pudieron dedicar a la obtencin de nuevos hallazgos o la realizacin de ms experimentos. Y tambin representa tiempo perdido en sus carreras acadmicas.
Las ventajas para la sociedad de la investigacin cientfica no deben surgir de la “bondad” de los expertos, sino ms bien indirectamente, a partir del incentivo particular que cada cientfico tiene, que incluye tanto el reconocimiento de su labor como el dinero ganado. No podemos obligar a los cientficos a resignar sus beneficios personales, as como no obligamos al panadero a que nos haga una rebaja si nos quedamos sin trabajo o que done su pan a los pobres. La financiacin de la investigacin bsica

Quin, entonces, financiara la divulgacin? Comencemos por hablar de la investigacin bsica, insumo fundamental de la divulgacin. La experiencia indica que las empresas privadas son reacias a financiar la investigacin bsica. Los economistas tenemos algunas explicaciones para eso:
incertidumbre. El rendimiento efectivo de la investigacin bsica es muy incierto. Las probabilidades de xito son difciles de calcular, y esto ahuyenta al sector privado. Slo las firmas ms grandes tienen suficiente financiamiento como para compensar el riesgo.
Largo plazo. Relacionado con lo anterior, los beneficios de la investigacin bsica aparecen solamente en el muy largo plazo, pues slo as las probabilidades de xito aumentan.
Free riding. Los nuevos descubrimientos no son difciles de copiar por aquellos que no invirtieron en ellos. Este fenmeno, conocido como free riding, desestimula la inversin en investigacin bsica, pues sus resultados no son apropiables por una sola compaa. Las patentes (es decir, el establecimiento de claros derechos de propiedad) podran reducir este problema, pero generan una prdida a la sociedad, porque a los consumidores les conviene que estos descubrimientos se dispersen lo ms rpido posible para que acte la competencia.
Resulta evidente que la mejor solucin es que el Estado (esto es, la sociedad en su conjunto) financie la investigacin bsica, en pos del bienestar general. Esto es lo que la mayora de los pases desarrollados hace, pero la responsabilidad del Estado no debera terminar all.

La intervencin pblica para la divulgacin

La divulgacin cientfica es una actividad que posee caractersticas similares a la investigacin bsica, en el sentido de que su provisin debera realizarse fundamentalmente a travs del sector pblico. Veamos tres razones:

Beneficios a muy largo plazo. La divulgacin cientfica nos har ms inteligentes, ms cautos, mejor informados. Las firmas no observan en forma clara y contable estos beneficios y no se pueden apropiar de ellos.Informacin asimtrica. Muchas firmas lucran ocultando informacin. Cuando el consumidor no conoce adecuadamente el producto que est comprando, no puede saber si el precio que paga es el correcto. El consumidor de medicamentos no puede elegir entre distintas marcas porque no sabe si el remedio es o no idntico al recetado por su mdico. En el caso de la divulgacin cientfica, sta permite a los consumidores tener una visin crtica de lo que estn comprando, y as exigir informacin que respalde las supuestas ventajas del producto. Muchas “herboristeras” que venden placebos dejaran de existir y se ahorraran recursos.
Externalidades positivas. Una externalidad positiva es un efecto indirecto beneficioso que la produccin de una actividad produce sobre otra. Reduciendo la cantidad de curanderos y otros pseudomdicos la salud de la poblacin mejorar. Los beneficios de la divulgacin generan tantas externalidades no “cobrables” que, una vez ms, a los privados no les conviene invertir en ella.

Por qu prolifera la pseudociencia?

Desde el punto de vista econmico, resulta fcil ver por qu las recetas esotricas dominan la creencia de la gente y son mayora en los medios. Las soluciones pseudocientficas parecen ms veloces, ms baratas, y menos complejas. Por otro lado, cuando la ciencia no logra develar misterios, no cuesta nada asirse a una explicacin fuera de los cnones de la ciencia ortodoxa. Adems, siempre es ms fcil unirse a las creencias populares pseudocientficas que desafiarlas, sobre todo con argumentos poco comprensibles o demasiado tericos que requieren mucho esfuerzo intelectual. A su vez, los que engaan logran cuantiosas ganancias con poco esfuerzo.

Por estas razones, no es de extraar que la pseudo se extienda mucho ms rpidamente que la ciencia, y es debido a esta “falla” que la intervencin del Estado resulta fundamental. Las polticas que estimulen el pensamiento racional y escptico redundarn en extraordinarios beneficios de largo plazo para la sociedad. Pensemos simplemente cunto se ahorrara una sociedad razonable en controles, investigaciones, juicios, prisiones, y cuanto ganara en salud, educacin y bienestar.

Pablo Mira
Última modificación ( 24.04.2005 )
Siguiente >

Copyright 2000 - 2005 Miro International Pty Ltd. All rights reserved.
Mambo is Free Software released under the GNU/GPL License.